miércoles, 26 de mayo de 2021

Mis trabajos durante mi vida laboral

Ya se ha comenzado a derrumbar el taller de Manufacturas "El Casco" taller clave en la industria en Eibar. En su lugar se va a construir una urbanización de pisos. En este fábrica trabajé mas de durante más de una década.




Mi vida laboral trascurrió durante 35 años de trabajo, más o menos. Comencé a trabajar a los 14 años nada más salir de la escuela. Aunque sacaba buenas notas, en ese tiempo solo hice los Estudios Primarios, con notas de 10 en  casi todas las asignaturas.

Viendo la necesidad de ayudar a mis padres, quise trabajar, en vez de estudiar.  Comencé de recadista en una sastrería. Más tarde como vendedora en otra tienda hasta cumplir 16 años. Después fui a un taller de baños de níquel, pero no me sentaba bien el ambiente de los baños y tuve que dejar ese trabajo.

Pronto encontré otro trabajo en Manufacturas "El Casco" donde estuve más de 10 años. Se fabricaba objetos de escritorio y oficina.  El trabajo consistía en verificar las piezas pulidas y antes de llevarlas baño de  níquel y cromo, preparadas para el montaje de los piezas que se fabricaban para componer los productos. Mas tarde pasé a montaje de grapadoras, sacapuntas y productos de oficina. Se modernizaron y hicieron productos de plástico, yo los marcaba y una máquina de tinta la marca del Casco.

Productos de plásticos expuestos en el Museo Industrial. 

Por aquel tiempo trabajábamos más de 200 empleados, entre ellos mujeres y hombres. El ambiente de este trabajo era muy bueno, tuve grandes compañera/os.


Con algunos de mis compañeros y se pueden ver las grapadoras.


Tengo muchos recuerdos de ese lugar. Cuando entrábamos y salíamos lo hacíamos por esta puerta. El portero de la fábrica marcaba el número del operario con una máquina digna de un museo. Creo que está en el Museo de Eibar. Si consigo una foto la añadiré.

Puerta de entrada de los operarios.

Hoy en día están tirando el edificio ya que van a hacer pisos. Hace tiempo la fábrica se fue a Elgueta y el edificio lo vendieron a una constructora.


Fachada principal y entrada a las oficinas.

Trabajando en este lugar me casé y Trabajé durante varios años, en total  trabajé  más de  12 años.

Fachada de carga y descarga

Después de salir de esta fábrica me dediqué a criar y educar a mis hijos. No volví a trabajar hasta 18 años después.

Pero durante el tiempo que estuve en casa, no perdí el tiempo. Había prometido a mis padres que algún día estudiaría. Estudié en clases nocturnas FP2 Administrativo, durante 5 años, en la Universidad Laboral. Cuando terminé, no me pude incorporar a trabajar ya que, tuve que cuidar a mi madre que enfermó de Alzheimer durante unos nueve años. Y en ese tiempo saqué el título de FP1 de Auxiliar de Enfermería.

Trabajé  mediante una ETT  durante unos  tres meses en un garaje de aparcamientos, pero no podía compaginar el cuidado de mi madre con el trabajo y no  pude seguir.  

Cuando avanzó la enfermedad de mi madre, tuve la oportunidad de entrar a trabajar en la residencia San Andrés de Eibar y allí trabajé cuidando a los residentes durante más de 21 años, hasta el fin de mi vida laboral. Me jubilé en diciembre.

Fundación Residencia de San Andrés

Al principio la residencia estaba regida por unas monjas mercedarias y las trabajadoras eramos Laborales del ayuntamiento. Con el paso del tiempo, fue absorbida por Kabia una empresa de la Diputación. 
Hemos pasados muy buenos años, eso si, trabajando siempre muy duro, y dedicando y dando todo lo que una podía al cuidado de los residentes. El ambiente  fue muy bueno entre compañera/os y residentes, aunque a veces había controversias.


Me ha tocado trabajar muchos domingos y festivos, pasar días de cumpleaños, e incluso trabajar en Nochebuena o Año Nuevo.

Cenando en Nochebuena en el trabajo.

Me tocó trabajar durante la pandemia unos meses y la verdad es que ha sido duro y triste este periodo. Me ha costado mucho no poder abrazar a los residentes, pero yo me las arreglaba para darle todo mi cariño.



Antes de entrar en  habitación sospechoso de Covid

Cuando llegó el día de mi jubilación no lo pudimos  celebrar con mis compañeras. Pero ellas me regalaron una sudadera  firmada con todos  sus nombres.  

Esa es la sudadera que me regalaron. 

Aquí se aprecian los nombres bordados.


Ramo de flores regalo de la jubilación.

Ahora  comienza  otra etapa de mi vida más ociosa, pero espero poder dedicarme a lo que más me gusta, escribir, pintar y viajar, cuando esta  pandemia pase.


¡¡Espero que os haya gustado!!

24 comentarios:

  1. Hola.
    Has tenido una vida laboral muy plena. Antes era todo muy duro y muchos hijos tuvieron que trabajar para ayudar en casa. Eres un ejemplo, estudiando y mejorando.
    Ahora empieza una etapa maravillosa, ya verás.
    Muy feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si. El recorrido de la vida da para mucho, lo vivido en el trabajo, en el ocio y en la familia es andar el camino. No me puedo quejar a pesar de haber empezado a trabajar con 14 años. Se dice que lo importante es llegar a cumplir años y poder haberme jubilado. Ahora espero poder llevar lo que me queda de vida con salud, ya que desde los 30 años tengo una bronquitis crónica que me restará vida. Pero espero seguir por mucho tiempo. Un abrazo.

      Eliminar
  2. Cuantos recuerdos laborales, pasa el tiempo a toda prisa y vemos que los recuerdos se mantienen vivos, sobre todo cuando los muros de piedra caen y sentimos que una parte de nuestras vidas va con ellos. Mi gratitud para contigo, porque en momentos de esta terrible pandemia, arrimaste tu inestimable ayuda y sacrificio en pos de la salud de los demás.
    Un abrazo y bien merecido tienes tu descanso laboral.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchos recuerdos laborales y esfuerzo. La vida sin esfuerzo y sacrificios no es nada. Arrimé el hombro durante dos meses ya que antes de la pandemia estaba de baja con problemas de espalda que me tenía haciendo rehabilitación. Cuando me quise incorporar ya había pasado los primeros meses difíciles. Pero si te soy sincera, ver a los residentes casi aislados en sus habitaciones dejó una gran tristeza, que hoy en día no he podido superar. Espero que todo vaya pasando y volvamos a la normalidad cuanto antes y pueda volver a poder disfrutar de mi merecida jubilación. Un abrazo.

      Eliminar
  3. Una vida laboral muy diversa, y por lo que cuentas con buen ambiente siempre. Este último año fue complicado pero vemos que lo supiste llevar bien y entregando todo para cuidar a los mayores.
    Un abrazo Mamen y ahora a disfrutar de la jubilación.
    Puri

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, espero poder disfrutar de esta jubilación que de momento solo me permite caminar durante dos horas por un bidegorri disfrutando de la naturaleza y viendo la fauna y la flora del río. No me atrevo todavía de disfrutar de una terraza, de un viaje en autobús o tren y socializar con los amigos. Intento aislarme lo más posible. Un abrazo.

      Eliminar
  4. Sí que has trabajado en cosas distintas. Eso da mucha experiencia y una visión de la vida muy real. Desde luego, una jubilación bien merecida que estarás disfrutando.
    Yo cada día disfruto más de la mía, de la que no me he arrepentido ni una décima de segundo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Intento disfrutar de lo que nos deja la pandemia, pero yo me aíslo mucho más que otras personas y eso no es bueno. Yo tampoco me arrepiento de haberme jubilado. Además cumplí con lo que me tocaba, no me pude jubilar antes. Solo tenemos que esperar a que pase esta pandemia y nos deje disfrutar plenamente. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Una dilatada experiencia laboral, con muchos buenos recuerdos a tu espalda. Ahora solo cabe disfrutar de un merecido descanso en forma de jubilación. Tiene mucho mérito haber estudiado para poder acceder a nuevos trabajos, seguramente mejor remunerados y posiblemente más satisfactorios.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Josep, es lo que me ha tocado vivir y de verdad no me quejo, nunca me faltó trabajo cuando pude trabajar. Los malos momentos que los hubo no hay que recordarlos. Ahora toca recoger los frutos y a cuidarnos para poder disfrutar. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Has estado a tope, Mamen. Una mujer valiente que has sabido adaptarte a los cambios y disfrutar lo mejor que has sabido. Me ha gustado mucho el reportaje que has preparado con toda la información y las fotos. Un bonito regalo de tus compañeras. Ahora disfruta de otra manera, te lo mereces.

    Gracias, por compartir este pedacito de ti.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La vida da para mucho y siempre hay que salir airoso de ello. Ahora a disfrutar del merecido descanso. Creo que con el miedo a la pandemia me he relajado demasiado. Un abrazo.

      Eliminar
  9. ¡Hola, Carmen! Que pronto se escribe toda una vida de trabajo, pero cuántas emociones y vivencias se intuyen en cada línea. Ahora toca vivir de otra manera y teniendo en cuenta cómo eres sin duda vas a aprovechar cada minuto de tu jubilación. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  10. ¡Hay David! me je jubilado en tiempo de pandemia y esto me tiene miedosa. Casi no salgo, solo a caminar cada día. Pero eso no es todo. Ya lo has notado, casi no escribo, y aunque siempre tengo un libro empezado leo poco, apenas ando en el ordenador y os visito poco. Pero es que no tengo los ojos bien y se me cansa la vista. Espero que poco a poco podré recuperar el tiempo perdido, y volver a la normalidad. Estoy muy ociosa ¿O es si se hace poco cada vez menos?Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Vaya cosa más hermosa que acabo leer!!!!!!Si me lo permites, que espero que si,Chapeauuuuuuu!!!! Ole Ole y Ole.Gran mujer ya a tus 14 años,de ahi en más superaste cada etapa, a cual mejor.Esta anciana argentina mitad vasca e italiana te desea lo mejor que estará por venir.Mi admiracion y mis oraciones, desde el final del mundo.Adelante Mamen, mil gracias por compartirnos.Abrazsososososososo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ananaria un poco de mi vida laboral. Y como pasa el tiempo. Tu si que tienes vitalidad. Un abrazo.

      Eliminar
  12. Me encantas chica lo trabajadora que eres bpnita directa unica bbesito y abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Recomenzar, la vida pasa y se trabaja para vivir. Ahora toca recoger los frutos. Un abrazo

      Eliminar
  13. Esta vida laboral que nos muestras mola más que el informe que emite la Seguridad Social. no hay comparación.
    Una manera entrañable de repasar el mogollón de años que has trabajado. Te mereces ya el descanso. Un beso.

    ResponderEliminar
  14. Gracias Paloma, vivir de ahora en adelante sin tener que estar pendiente del reloj.Espero vivir muchos años para disfrutar. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Puedes sentirte muy orgullosa de todo lo que has hecho, lo que más valoro es que no has dejado de cuidar a tu madre e incluso has dejado de trabajar.
    Por otro lado también admiro tu afán de superación al ponerte a estudiar cuando has podido.
    Amiga mía, eres todo un ejemplo a seguir, desde mi rincón te mando un montón de felicitaciones y cariños.
    Kasioles

    ResponderEliminar
  16. Creo que has hecho de tu vida una pura responsabilidad ante todas las circunstancias con las que te has encontrado. Es un historial como para sentirse orgullosa. Me alegro de tener la oportunidad de entrar en contacto contigo. Espero que congeniemos dentro de este mundo blogger y me encanta decirte que todos tus planes son perfectos para entrar en ese período de la vida que se llama jubilación. Para mí está siendo ya un poco largo pero muy positivo, esa es mi verdad. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Wow... sorprendente los caminos que nos hace tomar la vida. Es una vida laboral muy diversa y por lo visto de momentos muy agradables.

    Ignoro tus sentimientos o emociones al ver que demolieron un edificio donde trabajaste más de 12 años. Al menos yo me hubiera llenado de nostalgia y de ganas de llorar. Claro, suponiendo que hubo muchos bonito recuerdos dentro de esas instalaciones.

    Un gusto que compartas estos momentos con nosotros.
    Un abrazo enorme y muy buena vibra!

    ResponderEliminar
  18. Hola, amiga, simplemente venía a decirte que escribí un pequeño artículo obre una cueva estupenda de tu tierra, y que espero sea la que me decías es tú comentario.
    Espero te guste y gracias por la anotación, me ha encantado conocerla gracias a ti.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar