martes, 10 de mayo de 2016

MICRORRELATO " Picotazo"

                        
                                          Avispa pintado al óleo

      El agua espantaba a las avispas escondidas bajo las hojas en el lavadero. Pero no importaba
volaban por todos los lados, se escondía en el lugar mas insospechado. Unas pocas revoloteaban en el centro del patio, otras sobre las aguas. En el cubo de la ropa sucia se escondía una.

                             

                                                  ropa en cesto  al óleo
  Al coger la camisa una avispa estaba escondida entre la ropa, fue la mas avispada, clavó su aguijón en mi dedo. Grité de dolor y el dedo se inflamó como la porra. La avispa me rodeó y vi sus ojos, su cara, tenia una sonrisa de picarona de satisfacción. Había logrado su mayor triunfo picar a un ser humano. 




 
      
                                                                                             avispa a punto de picar 

Derechos de autor 
Publicar un comentario