jueves, 6 de julio de 2017

Visita a Guimaraes de Portugal


Hace tiempo que os he ido poniendo partes de viajes que hemos hecho a Portugal. Un día fuimos visitar esta ciudad portuguesa, que siempre me hacer recordar mi compañero J. E. Guimaraes, que coincide el nombre de la ciudad y el apellido de nuestro compañero.  Así que esta entrada se la dedico a J.E.Guimaraes. De los días que visité esta parte de Portugal fue el día que mejor tiempo nos hizo en esa semana. 

Iglesia de San Pedro
Iglesia de San Pedro siglo XIII


Esta iglesia se encuentra en el Largo do Toural, una plaza considerada como el corazón de la ciudad. El templo fue mandado construir en el año 1.737 junto a unos terrenos aledaños a las casas de la Hermandad de San Pedro, situados por aquel entonces extramuros de la ciudad. Fue ampliada en 1.881, para lo que se derribaron las casas de la Hermandad, pero finalmente las obras no se terminaron por completo (puede apreciarse que sólo tiene una torre). La fachada es bastante simple: Un alto campanario al lado izquierdo del cuerpo principal, un pórtico formado por tres arcos de medio punto en el acceso, y sobre ellos sendas ventanas con un balcón corrido; está rematada en un frontón triangular. Tiene planta rectangular y está dividida en dos naves.



Largo do Toural

Largo del Toural

Esta preciosa plaza es una prolongación de la Alameda S. Dámaso; se encuentra en el límite entre el casco histórico y la ciudad moderna, por lo que ahora está considerada como el centro neurálgico de la ciudad, aunque antaño estuviera situada extramuros.

Es una plaza rectangular en la que hay una  fuente central que conmemora la fundación de la ciudad, rodeada de unos cuidados jardines formados por parterres con flores de colores y pequeños setos que forman dibujosgeométricos. Frente a esta plaza se halla La iglesia de San Pedro del siglo XVIII, y hay también fragmentos de murallas.







La Plaza de Oliveira, sin duda la plaza con más ambiente de la ciudad, siempre muy animada con sus terrazas. En esta plaza encontramos la Iglésia de Nuestra Señora de Oliveira, mandada construir por Joao I debido a una promesa que éste le hizo a la virgen durante la batalla de Aljubarrota, batalla entre tropas portuguesas y el ejército de Castilla.



Iglesia Nuestra Sra. de Oliveira s. XII
Padrao do salado y plaza de Oliveira 

Otro de los destacados en la plaza es el Monumento del Salado, monumento conmemorativo de la victoria portuguesa en la batalla del Salado en 1340. Hoy en día es uno de los principales puntos de reunión entre los habitantes de Guimaraes.



Rua Santa María

Es sin duda la calle con más historia de la ciudad y también una de las más famosas. Es una calle estrecha y empedrada, muy transitada ya que pasa cerca de los principales puntos de interés de la ciudad. Es imprescindible pasear por ella y dejarse trasladar al viejo Portugal.


      
Rua de Sta. María





Edificios antiguos en el casco histórico de Guimaraes

En su afloramiento rocoso, el castillo del siglo XI de paredes almenadas, varias veces modificado y restaurado, es un buen ejemplo de arquitectura militar medieval. Otros edificios también revelan un gran interés histórico como la iglesia de la abadía de Nossa Senhora da Oliveira, fundada en el siglo XII, de estilo gótico portugués, la austera iglesia románica de San Miguel do Castelo, en el parque del castillo, dedicada en 1239. El gran Paço dos Duques de Bragança, de arquitectura del norte de Europa, totalmente restaurado, se convirtió en un museo público. En la Praça da Oliveira, la iglesia de Nossa Senhora, con un arco gótico del siglo XIV que conmemora la victoria de Alfonso IV en la batalla de Padrão do Salado. La Rua de Santa María, una de las calles más antiguas de Guimarães – que conecta la parte inferior con la parte alta de la ciudad – está salpicado de muchas obras arquitectónicas en las que merece la pena detenerse, como el Convento de Santa Clara del siglo XVII, la Casa dos y Peixotos Casa Gótica dos Valadares.









Plaza de Santiago 





               

                                         Palacio de los Duques de Braganza


Sin duda una de las imágenes típicas de Guimaraes. Este palacio del siglo XV es actualmente uno de los monumentos más importantes de Portugal. En su interior encontramos grandes exposiciones de arte, destacando los tapices y las porcelanas. La entrada cuesta en torno a los cinco euros, pero el domingo por la mañana es gratuito el acceso.






  


                                                              Estatua de Alfonso Henriques 1º rey de Portugal

Palacio de Justicia







Palacio de Justicia




Este imponente edificio de granito alberga el Palacio de Justicia de Guimarães. Es un edificio de dos plantas de altura, línea y simétrico, con un cuerpo central sobresaliente de la línea de fachada, donde se hallan las tres puertas de acceso precedidas de una escalinata y flanqueadas por columnas. A ambos lados de la escalera hay dos enormes esculturas femeninas, sosteniendo un libro (que representa las leyes) y una espada (simbolizando la condena), respectivamente. La plaza donde se encuentra el Palacio de Justicia es muy amplia; en el centro se halla el Monumento a la Condesa Mumadona y tiene un aparcamiento subterráneo.

Convento de San António dos Capuchinos

Convento de San António do CapuchinosConvento de Santo António dos Capuchos, Guimarães, Portugal






Descubre cómo es el Museo y el Convento de Santo António dos Capuchos en Guimarães, Portugal. Este museo se encuentra ubicado en el Convento de Santo António dos Capuchos de la ciudad de Guimarães. Fue creado por la Santa Casa da Misericórdia de Guimarães durante el año 2008 con el objetivo de conservar y mejorar el patrimonio artístico y cultural de la ciudad.

Se encuentra emplazado en la Colina Sagrada, en un convento que fue construido en el siglo XVII, y adquirido por la Misericórdia en 1842 para luego instalar en él un hospital.



Al visitar el museo podrás caminar por los patios, pasillos y claustros de este interesante edificio, así como visitar la magnífica iglesia del convento, que data del siglo XVIII.

Castillo de Guimaraes
                                                                                                                                                                               



El Castelo de Guimaraes, también conocido como Castelo de Sao Manede. Fue mandado construir en el siglo X por la condesa de Mumadona. Al principio el castillo estaba formado por la torre de Menagem y por la muralla, pero a partir del siglo XII se construyeron las otras torres para proteger las murallas y flanquear las entradas. El castillo ha sido asociado al nacimiento del reino de Portugal, y desde el año 2007 es una de las siete maravillas de Portugal. Está abierto al público todos los días en horario de 10-18. La entrada es gratuita, y desde sus torres, podemos ver unas bonitas vistas de la ciudad.



    



                 Iglesia de Nuestra Señora de la Consolación
Iglesia y Jardines 


Iglesia de San Gualter. La iglesia está dedicada al patrón de la ciudad, San Gualter. Data del siglo XVIII y personalmente me parece la iglesia más bonita de la ciudad. Está en una avenida con floridos jardines lo que la hace aún más espectacular. Está abierta hasta las cinco de la tarde y la entrada es gratuita. La Iglesia de São Gualter, también conocida como Iglesia de Nossa Senhora da Consolação e Santos Passos, se encuentra localizada en la histórica localidad de Guimarães, en la región Norte de Portugal. Esta esbelta iglesia data del siglo XVIII y es, en la actualidad, la iglesia más impresionante de Guimarães. De ella llama la atención sus agujas gemelas del siglo XIX y su florido acceso desde el corazón de la ciudad.


    Información de Wikipedia e fotos de interior y oficinas de turismo


Otros viajes a Portugal



Visita aveiro, la pequeña Venecia 













Publicar un comentario